martes, 20 de enero de 2009

La frase de la semana: Rebeca


"No había luna. Encima de nuestras cabezas el cielo estaba negro como la tinta. Pero hacia el horizonte aparecia iluminado por una viva luz roja, como salpicado de sangre. El viento salobre del mar venia lleno de cenizas..."


3 comentarios:

Mr. Lombreeze dijo...

qué peliculón madre mía...

tomas dijo...

Eso, eso, cine del grande...Judith Anderson sí que daba miedo...

redrum dijo...

Me recordó a Rebeca la lúgubre casa de ¡Qué bello es vivir!, y ZAS! Frase al canto...

Me alegro que os gustara, aunque dudo que exista alguien que pueda decir que es mala.

¡1 saludo y gracias por comentar!